Rafa Na­dal al des­nu­do

La Vanguardia - Dinero - - MOTOS - Rá­fa­gas Pe­re Prat Ju­ra­do del Co­che del Año en Eu­ro­pa

Ajeno a la ma­rea de opi­nio­nes cal­cu­la­das que sue­len ar­ti­cu­lar la ma­yo­ría de per­so­na­jes que for­man par­te de la éli­te mun­dial del de­por­te, Rafa Na­dal no sien­te nin­gún pu­dor en mos­trar sus en­tra­ñas cuan­do le to­ca po­ner a prue­ba su tem­ple an­te la pren­sa. El te­nis­ta ma­llor­quín ha si­do es­te año el pro­ta­go­nis­ta del Fo­ro Ma­no­lo Do­mé­nech, or­ga­ni­za­do por los miem­bros es­pa­ño­les del ju­ra­do del Co­che del Año en Eu­ro­pa, don­de ha ex­pre­sa­do sus opi­nio­nes so­bre el sec­tor del au­to­mó­vil.

In­mu­ne a lo que sue­le ser ha­bi­tual en un uni­ver­so do­mi­na­do por la ley de la ofer­ta y la de­man­da cuan­do se ne­go­cian pa­tro­ci­nios, el de­por­tis­ta ba­lear pre­fie­re apos­tar por la fi­de­li­dad y los pro­yec­tos a lar­go pla­zo. En el 2004 fi­chó por Kia, en una épo­ca en que la fir­ma co­rea­na te­nía un in­cier­to fu­tu­ro en Eu­ro­pa, y el fru­to de tal so­cie­dad tie­ne vi­sos de acom­pa­ñar­le has­ta la ju­bi­la­ción.

Na­dal co­men­ta que “me en­can­ta con­du­cir cuan­do no me due­len las ro­di­llas”. Y es que un tiem­po atrás, se ba­ja­ba del co­che ca­da vein­te ki­ló­me­tros pa­ra es­ti­rar las pier­nas a cau­sa del do­lor de sus ar­ti­cu­la­cio­nes. Pe­ro su ver­da­de­ra di­men­sión sa­le a re­lu­cir cuan­do ha­bla de su tra­yec­to­ria de­por­ti­va: “Yo só­lo jue­go a te­nis, pe­ro hay co­sas mu­chí­si­mo más im­por­tan­tes en la vi­da, co­mo el fu­tu­ro que les es­pe­ra a los ni­ños, que son el fu­tu­ro del pla­ne­ta”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.