Los te­mas del día

La Vanguardia - - SUMARIO LA SEGUNDA -

El rá­pi­do in­cre­men­to de la in­fla­ción des­pués de tres años es­tan­ca­da, y el cho­que di­plo­má­ti­co en­tre Chi­na y EE.UU. por las de­cla­ra­cio­nes del pró­xi­mo je­fe de la di­plo­ma­cia nor­te­ame­ri­ca­na, Rex Ti­ller­son.

DI­VER­SOS epi­so­dios han des­via­do el fo­co de los cam­bios que se ave­ci­nan en la po­lí­ti­ca ex­te­rior de Es­ta­dos Uni­dos ha­cia Ru­sia, pe­ro las se­ña­les más in­quie­tan­tes pro­ce­den de la re­la­ción de Was­hing­ton y Pe­kín. Hay dos mues­tras en las úl­ti­mas 72 ho­ras que ava­lan es­ta in­quie­tud: el testimonio an­te el Se­na­do del pró­xi­mo se­cre­ta­rio de Es­ta­do ad­vir­tien­do a Chi­na que “no le se­rá per­mi­ti­do” el ac­ce­so a las is­las ar­ti­fi­cia­les cons­trui­das en los úl­ti­mos me­ses por Pe­kín y los da­tos so­bre las ex­por­ta­cio­nes de Chi­na en el 2016, el se­gun­do año de de­cli­ve y las peo­res ci­fras des­de el 2009.

Rex Ti­ller­son, el fu­tu­ro je­fe de la di­plo­ma­cia en la Ad­mi­nis­tra­ción Trump, afir­mó el miér­co­les en el Ca­pi­to­lio que Es­ta­dos Uni­dos lan­za­rá “una se­ñal cla­ra” pa­ra que ce­se la cons­truc­ción de di­chas is­las en el mar de Chi­na Me­ri­dio­nal, do­ta­das ip­so fac­to de in­fra­es­truc­tu­ras mi­li­ta­res y una ubi­ca­ción di­se­ña­da pa­ra con­tro­lar el co­mer­cio na­val en la zo­na, al de­cir del De­par­ta­men­to de Es­ta­do. Es­tas pa­la­bras han agra­va­do la des­con­fian­za que sus­ci­ta en Pe­kín la lle­ga­da de Do­nald Trump, cu­yos ím­pe­tus in­quie­tan en Chi­na. Aun­que la reac­ción ofi­cial a las pa­la­bras de Rex Ti­ller­son han si­do dis­cre­tas –el se­cre­ta­rio de Es­ta­do no ha to­ma­do aún po­se­sión del car­go–, un ór­gano pe­rio­dís­ti­co ofi­cial lan­zó ayer una ré­pli­ca subida de tono: Chi­na se­gui­rá ac­ce­dien­do y uti­li­zan­do di­chas is­las ar­ti­fi­cia­les y si al­guien tra­ta de im­pe­dir­lo “de­be­ría pen­sar en pre­pa­rar­se pa­ra un en­fren­ta­mien­to mi­li­tar”.

El asun­to de las is­las ar­ti­fi­cia­les for­ma par­te de la geo­es­tra­te­gia y se ins­cri­be en la lis­ta de sus­pen­sos de la po­lí­ti­ca ex­te­rior de Ba­rack Oba­ma, que no ha sa­bi­do fre­nar la ex­pan­sión chi­na en su ve­cin­da­rio, y el acer­ca­mien­to a Pe­kín de alia­dos tra­di­cio­na­les co­mo Fi­li­pi­nas o Ma­la­sia. No obs­tan­te, la preo­cu­pa­ción de Do­nald Trump no son es­tas is­las o el equi­li­brio de fuer­zas en Asia sino el des­equi­li­brio co­mer­cial y su cre­do pro­tec­cio­nis­ta de que Mé­xi­co y Chi­na ro­ban em­pleos a sus vo­tan­tes y me­re­cen re­pre­sa­lias. Trump ha se­ña­la­do pú­bli­ca­men­te a Chi­na, a la que acu­sa de ma­ni­pu­lar los ti­pos de cam­bios del yuan pa­ra fa­vo­re­cer sus ex­por­ta­cio­nes. Sus tics re­so­lu­ti­vos y es­truen­do­sos bien po­drían re­fle­jar­se en al­gún ti­po de gra­va­men adua­ne­ro so­bre las im­por­ta­cio­nes chi­nas –cuan­do han des­cen­di­do y trans­mi­ten vul­ne­ra­bi­li­dad eco­nó­mi­ca– o, en pa­ra­le­lo, gui­ños a Tai­wán, país con el que Es­ta­dos Uni­dos rom­pió re­la­cio­nes di­plo­má­ti­cas en 1979 a fin de res­pe­tar la sa­gra­da –pa­ra Pe­kín– po­lí­ti­ca de una so­la Chi­na. Los ries­gos de que Do­nald Trump adop­te re­pre­sa­lias con­tra Pe­kín a las pri­me­ras de cam­bio son gran­des.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.