Querella con­tra Vi­ves por con­tra­tos irre­gu­la­res

La Vanguardia - - VIVIR - SAN­TIA­GO TA­RÍN

La Fis­ca­lía no apre­cia de­li­tos en la ges­tión in­ter­na­cio­nal de Bar­ce­lo­na Re­gio­nal ni en la con­tra­ta­ción de em­pre­sas La Fis­ca­lía cree que BR con­tra­tó a dos tra­ba­ja­do­res pa­ra ac­ti­vi­da­des de na­tu­ra­le­za po­lí­ti­ca

La Fis­ca­lía de Bar­ce­lo­na ha pre­sen­ta­do una querella con­tra el ex te­nien­te de al­cal­de con Con­ver­gèn­cia An­to­ni Vi­ves por con­tra­tar a dos co­rre­li­gio­na­rios po­lí­ti­cos en una em­pre­sa mu­ni­ci­pal en la que nun­ca hi­cie­ron ac­to de pre­sen­cia. La ac­ción pe­nal se di­ri­ge tam­bién con­tra el ex di­rec­tor ge­ne­ral de Bar­ce­lo­na Re­gio­nal Gui­ller­mo Hu­go Mü­ller y con­tra los dos con­tra­ta­dos, Jesús Aré­va­lo (exal­cal­de de Cer­ve­lló) y An­to­ni Mi­guel (can­tan­te de Los Si­rex). El mi­nis­te­rio pú­bli­co se­ña­la la po­si­ble exis­ten­cia de los de­li­tos de pre­va­ri­ca­ción, mal­ver­sa­ción de cau­da­les pú­bli­cos, trá­fi­co de in­fluen­cias y fal­se­dad en do­cu­men­to.

Es­ta es la úni­ca con­se­cuen­cia pe­nal de la de­nun­cia efec­tua­da por el ac­tual equi­po de go­bierno

del Con­sis­to­rio a la Fis­ca­lía en re­la­ción con la em­pre­sa Bar­ce­lo­na Re­gio­nal (BR). En ella se de­fi­nían cua­tro po­si­bles ac­tua­cio­nes ilí­ci­tas: la con­tra­ta­ción de de­ter­mi­na­das em­pre­sas, el cos­te de la ex­po­si­ción Ciu­tat Port: la Bar­ce­lo­na

pro­duc­ti­va, la ac­ti­vi­dad in­ter­na­cio­nal de BR y la con­tra­ta­ción de tra­ba­ja­do­res.

En los tres pri­me­ros apar­ta­dos, el fis­cal no ha ha­lla­do in­di­cios de de­li­to, si bien en la con­tra­ta­ción con em­pre­sas sí que apre­cia “vi­cios pro­ce­di­men­ta­les” que son re­cu­rren­tes in­de­pen­dien­te­men­te de la fir­ma es­co­gi­da y del ob­je­to del acuer­do.

Pe­ro en la con­tra­ta­ción de tra­ba­ja­do­res, sí, y por ello ha in­ter­pues­to una querella en el juz­ga­do de guar­dia. En ella se ex­pre­sa que An­to­ni Vi­ves, que fue te­nien­te de al­cal­de con Xa­vier Trias y pre­si­den­te del con­se­jo de ad­mi­nis­tra­ción de BR, de­ci­dió “fa­vo­re­cer eco­nó­mi­ca­men­te a dos co­la­bo­ra­do­res po­lí­ti­cos, o, co­mo mí­ni­mo, te­ner­los a su ser­vi­cio en ac­ti­vi­da­des de na­tu­ra­le­za po­lí­ti­ca” pa­ra lo cual los con­tra­tó en la em­pre­sa mu­ni­ci­pal “con ple­na con­cien­cia de que nun­ca iba a rea­li­zar pa­ra BR tra­ba­jos de nin­gún ti­po”.

Am­bos, Aré­va­lo y Mi­quel, “nun­ca com­pa­re­cie­ron en BR, ni pres­ta­ron ser­vi­cio al­guno pa­ra di­cho en­te, en el que re­sul­ta­ban com­ple­ta­men­te des­co­no­ci­dos”. Aun así, Aré­va­lo per­ci­bió en­tre el 2012 y el 2015 la can­ti­dad de 155.067 eu­ros; y Mi­quel 59.544 en el 2014 y el 2015. Jesús Aré­va­lo era al­cal­de de Cer­ve­lló, te­nien­do de­di­ca­ción ex­clu­si­va, mien­tras que An­to­ni Mi­quel, can­tan­te de Los Si­rex, era em­plea­do por su “acre­di­ta­da desen­vol­tu­ra en la di­fu­sión de las ideas del gru­po CiU en el mun­do ve­ci­nal”.

An­to­ni Vi­ves hi­zo pú­bli­co ayer un co­mu­ni­ca­do en el que se­ña­la­ba que fue in­ju­ria­do por di­ri­gen­tes po­lí­ti­cos sin fun­da­men­to, y tras el de­cre­to del fis­cal ar­chi­van­do la ac­tua­ción in­ter­na­cio­nal de BR exi­gi­rá que se re­pa­re su ho­nor. Tam­bién el gru­po mu­ni­ci­pal de CiU “ce­le­bró” el archivo de la in­ves­ti­ga­ción y de­nun­ció ter­gi­ver­sa­cio­nes de Co­lau.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.