El nuevo Ec­ce Ho­mo

Vuel­ve a ocu­rrir el in­ci­den­te de Bor­ja, es­ta vez con una imagen de San Jor­ge del si­glo XVI.

Mas Alla - - SUMARIO - por Daniela Jiménez

Tras el des­gra­cia­do in­ci­den­te del Ec­ce Ho­mo de Bor­ja, pin­tu­ra mu­ral que in­ten­tó res­tau­rar Ce­ci­lia Gi­mé­nez, pa­re­cía im­po­si­ble; pe­ro ha vuel­to a ocu­rrir. Un bien cul­tu­ral ha si­do da­ña­do por la fal­ta de co­no­ci­mien­to de sus “res­tau­ra­do­res”. La víc­ti­ma, en es­te ca­so, ha si­do una es­cul­tu­ra de ma­de­ra del si­glo XVI que re­pre­sen­ta a San Jor­ge.

La fi­gu­ra, que se en­cuen­tra en la igle­sia de San Mi­guel de Es­te­lla (Na­va­rra), es una ta­lla de ma­de­ra de ori­gen ro­má­ni­co. Se­gún ha ex­pli­ca­do el pá­rro­co de la igle­sia, a tra­vés del ar­zo­bis­pa­do de Pam­plo­na, no se pre­ten­día res­tau­rar la pie­za, sino lim­piar­la. La em­pre­sa con­tra­ta­da ha si­do Kar­ma­co­lor, una com­pa­ñía no es­pe­cia­li­za­da en la­bo­res de res­tau­ra­ción.

EL da­ño A LOS EX­PER­TOS

Es­te nuevo des­tro­zo su­po­ne otro re­vés pa­ra el gre­mio de los res­tau­ra­do­res en nues­tro país. La Aso­cia­ción de Con­ser­va­do­res y res­tau­ra­do­res de Es­pa­ña (ACRE) ha emi­ti­do un co­mu­ni­ca­do en el que ha­ce re­fe­ren­cia a la em­pre­sa que ha pin­ta­do la fi­gu­ra de San Jor­ge: “Ma­ni­fies­ta una pa­vo­ro­sa au­sen­cia de for­ma­ción pre­via re­que­ri­da pa­ra es­te ti­po de in­ter­ven­cio­nes”.

“Las ac­ti­vi­da­des so­bre el pa­tri­mo­nio cul­tu­ral es­tán re­gu­la­das por le­gis­la­ción es­ta­tal (Ley 16/1985) y au­to­nó­mi­ca (Ley Fo­ral del Pa­tri­mo­nio Cul­tu­ral de Na­va­rra 14/2005 de 22 de no­viem­bre), que obli­ga a pro­te­ger­lo, va­lo­rar­lo y di­fun­dir­lo. En con­cre­to, las ac­tua­cio­nes de con­ser­va­ción y res­tau­ra­ción de­ben ser eje­cu­ta­das por per­so­nal es­pe­cia­li­za­do, con for­ma­ción su­pe­rior y ba­jo con­trol ad­mi­nis­tra­ti­vo”, ha se­ña­la­do el co­lec­ti­vo.

La es­cul­tu­ra ha per­di­do to­dos sus ma­ti­ces de co­lor, así co­mo el ru­bor que se po­día apre­ciar en su ca­ra. Aho­ra, los ex­per­tos de­ben ana­li­zar y va­lo­rar si es po­si­ble re­ver­tir el da­ño y si po­drá ser de­bi­da­men­te res­tau­ra­do.

DESGRACIADA AC­TUA­CIÓN

Kol­do Leoz, al­cal­de de la lo­ca­li­dad, ha ca­li­fi­ca­do de “desgraciada” es­ta in­ter­ven­ción; mien­tras que la con­se­je­ra de Cul­tu­ra, de­por­te y Ju­ven­tud del Go­bierno na­va­rro, Ana He­rre­ra, se ha mos­tra­do de acuer­do con los es­pe­cia­lis­tas. “El pro­yec­to de res­tau­ra­ción de­be­ría ha­ber si­do pre­sen­ta­do a las au­to­ri­da­des y ha­ber es­pe­ra­do su acep­ta­ción”, ha zan­ja­do.

Pa­re­cía im­po­si­ble que tras el in­ci­den­te del Ec­ce Ho­mo de Bor­ja vol­vie­ra a ocu­rrir un epi­so­dio si­mi­lar. Sin em­bar­go, una vez más, la reali­dad ha su­pe­ra­do a la fic­ción, y una em­pre­sa ha da­ña­do una ta­lla del si­glo XVI de San Jor­ge, per­te­ne­cien­te a la igle­sia de San Mi­guel de Es­te­lla (Na­va­rra).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.