El Ba­rça per­do­na

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - BARÇA - San­ti No­lla Di­rec­tor de Mun­do De­por­tiv @San­tiNo­llaMD

LOS PRI­ME­ROS 40 MI­NU­TOS fue­ron una ex­hi­bi­ción blau­gra­na. Se­gu­ra­men­te los me­jo­res de la tem­po­ra­da, con un Ba­rça muy su­pe­rior al City. Pe­ro es­te equi­po ba­ja la in­ten­si­dad y la con­cen­tra­ción cuan­do se ve su­pe­rior. En lu­gar de ma­tar el par­ti­do con el se­gun­do gol, se ador­na­ron y un fa­llo gra­ve de Ser­gi

Ro­ber­to en la en­tre­ga dio vi­da al City que se fue con 1-1, cuan­do de­bía ser go­lea­do por fút­bol. Hu­bo un apa­gón que si­guió en la se­gun­da mi­tad. Aun­que An­dré Go­mes tu­vo el em­pa­te en sus bo­tas, so­lo de­lan­te de Willy, y en­vió el ba­lón al lar­gue­ro. En Cham­pions no se pue­de per­do­nar. El cos­te es de­ma­sia­do al­to. EL BA­RÇA SA­LIÓ MUY CON­CEN­TRA­DO, con la lec­ción bien apren­di­da. Ape­nas co­me­tió errores, pe­se a la pre­sión al­go más re­tra­sa­da del equi­po in­glés. Pe­ro al fi­nal de la pri­me­ra par­te, tras el gol, lle­gó el ‘ba­ja­dón’ blau­gra­na y si­guió en el ini­cio de la se­gun­da par­te. Es­te equi­po es me­jor que el City y que mu­chos otros que aca­ban plan­teán­do­le pro­ble­mas, pe­ro la au­to­rre­gu­la­ción, la ba­ja­da de in­ten­si­dad y la re­duc­ción de la con­cen­tra­ción le ha lle­va­do a de­ma­sia­das com­pli­ca­cio­nes. La ca­li­dad es in­cues­tio­na­ble y cuan­do sa­le se­rio, y se man­tie­ne, es muy di­fí­cil que no arra­se. Pe­ro de­ja vi­vos a los ri­va­les. Y cuan­do de­lan­te se tie­ne al City en el Etihad Sta­dium se pa­ga. Y ca­ro. EL CITY ME­JO­RÓ RES­PEC­TO AL PAR­TI­DO del Camp Nou en el me­nor nú­me­ro de errores y en la ali­nea­ción de Agüe­ro. Con un re­fe­ren­te co­mo el ar­gen­tino, la de­lan­te­ra del equi­po de Guar­dio­la dio mu­cho más jue­go, tu­vo más pro­fun­di­dad, pe­li­gro y más sen­ti­do ofen­si­vo. El ba­lan­ce glo­bal de los dos par­ti­dos (5-3) no ha­bría si­do el mis­mo si Agüe­ro hu­bie­ra ju­ga­do en el Camp Nou. Los de­ta­lles aca­ba­ron de­ci­dien­do el de ayer y cu­rio­sa­men­te el equi­po de Guar­dio­la de­ci­dió al con­tra­gol­pe. Lo que sí que­dó cla­ro es que es­te City no es ni un Ben­fi­ca ni un Bo­rus­sia. Con Agüe­ro de re­fe­ren­te ofen­si­vo es un equi­po muy com­pe­ti­ti­vo

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.