In­se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - BARÇA - Ma­rçal LORENTE @mar­sa­llo­ren­te

Es di­fí­cil de­mos­trar que hay una cam­pa­ña con­tra el Ba­rça pe­ro la per­se­cu­ción en el ‘ca­so Ney­mar’ ha­bla por sí so­la. Los 40 mi­llo­nes que el Ba­rça pa­gó a los pa­dres de Ney­mar co­mo com­pen­sa­ción por el fi­cha­je pa­ra el club azul­gra­na cuan­do aca­ba­se con­tra­to con el San­tos y, por tan­to, fue­ra úni­co pro­pie­ta­rio de sus de­re­chos han tri­bu­ta­do en Bra­sil (32%) por im­pues­to de so­cie­da­des al con­si­de­rar­se una transac­ción mer­can­til. En Bar­ce­lo­na, esos mis­mos 40 mi­llo­nes han tri­bu­ta­do al (45% IRPF) al con­si­de­rar­los suel­do por Ha­cien­da y la Audiencia de Bar­ce­lo­na. Y en Ma­drid, esos mis­mos 40 mi­llo­nes pre­ten­den con­si­de­rar­los aho­ra tras­pa­so por la Audiencia Na­cio­nal pa­ra cur­sar la acu­sa­ción de DIS, pro­pie­ta­ria del 40% de los de­re­chos eco­nó­mi­cos so­bre el pre­cio del tras­pa­so. Un mis­mo pa­go es­tá sien­do ca­li­fi­ca­do ju­rí­di­ca­men­te de tres ma­ne­ras di­fe­ren­tes. Y ya ha tri­bu­ta­do dos ve­ces, en España y en Bra­sil, a pe­sar de que hay un con­ve­nio en­tre am­bos paí­ses pa­ra evi­tar la do­ble im­po­si­ción.

El juez De la Ma­ta, que en ju­lio ar­chi­vó la de­nun­cia de DIS por no en­con­trar in­di­cios de de­li­to, aho­ra re­abre el asun­to por “obe­dien­cia” al con­si­de­rar que ese acuer­do Ba­rça-ju­ga­dor “ha­brían al­te­ra­do el li­bre mer­ca­do de fi­cha­jes de acuer­do a las re­glas de la li­bre com­pe­ten­cia”. Que Ney­mar es­tu­vo en el mer­ca­do lo de­mues­tra que el Real Ma­drid in­ten­tó fi­char­le y Flo­ren­tino no di­jo que fue­ra im­po­si­ble sino que la ope­ra­ción cos­ta­ba mu­chos mi­llo­nes por­que de­bía asu­mir el pa­go de los 40 mi­llo­nes pa­ra rom­per el acuer­do en­tre Ney­mar y Ba­rça. Es el pre­cio de lle­gar tar­de. Flo­ren­tino hi­zo lo mis­mo con Fi­go cuan­do ves­tía de azul­gra­na. Le fir­mó un con­tra­to pri­va­do ade­lan­tán­do­le un di­ne­ro a cam­bio de comprometerse a fi­char por el Ma­drid y si el por­tu­gués se echa­ba atrás de­bía in­dem­ni­zar­le. Si el Atlé­ti­co u otro club lo hu­bie­sen que­ri­do fi­char ese ve­rano no so­lo de­bían abo­nar la cláu­su­la de res­ci­sión al Ba­rça sino in­dem­ni­zar al Ma­drid pa­ra rom­per ese acuer­do pri­va­do. Es lo mis­mo y en­ton­ces no pa­só na­da.

Aun­que otros clubs hu­bie­ran ofre­ci­do más di­ne­ro al San­tos, la ope­ra­ción se hi­zo con el Ba­rça por­que en un tras­pa­so las tres par­tes (club ven­de­dor, club com­pra­dor y ju­ga­dor) de­ben te­ner la mis­ma vo­lun­tad y la de Ney­mar era la de ir al Ba­rça, por mu­cha in­se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca que es­té crean­do la jus­ti­cia es­pa­ño­la

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.