Ta­ke, el crack ja­po­nés del fu­tu­ro pa­ra el Ba­rça

Es la gran es­pe­ran­za del fút­bol en su país y se­ría el pri­mer ni­pón del Camp Nou

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - BARÇA - Fe­rran Mar­tí­nez

Ta­ke­fu­sa Ku­bo es la gran es­pe­ran­za del fút­bol ni­pón y ya es ca­paz de mo­vi­li­zar a mi­les de afi­cio­na­dos en su país. Lo de­mos­tró el 5 de no­viem­bre, en su es­treno con el Tok­yo Sub-23, que mi­li­ta en la ter­ce­ra ca­te­go­ría. Ta­ke sa­lió en el se­gun­do tiem­po an­te el AC Na­gano Par­cei­ro y con 15 años y 5 me­ses se con­vir­tió en el ju­ga­dor más jo­ven en de­bu­tar en el fút­bol pro­fe­sio­nal de su país. Su con­vo­ca­to­ria pa­ra ese par­ti­do des­per­tó mu­cha ex­pec­ta­ción en To­kio: 7.653 per­so­nas acu­die­ron al Olím­pi­co de Ko­ma­za­wa, don­de es­ta­ban acre­di­ta­dos 182 me­dios. In­clu­so es­tu­vo Mit­su­ru Mu­rai, pre­si­den­te de la J-Lea­gue, que se ale­gró de la aco­gi­da que tie­ne Ta­ke y de­cla­ró que es­pe­ra que ten­ga una opor­tu­ni­dad en el pri­mer equi­po.

El Ba­rça lo con­tro­la

Ta­ke Ku­bo, que es­tu­vo en La Ma­sia de 2012 a 2015, aban­do­nó el Ba­rça por la san­ción de la FIFA. Al ser ex­tra­co­mu­ni­ta­rio, que­dar­se en Bar­ce­lo­na sig­ni­fi­ca­ba no po­der ju­gar has­ta ju­nio de 2019, cuan­do cum­pli­rá 18 años. Por eso, jun­to a su ma­dre re­gre­só a Ja­pón a fi­na­les de mar­zo de 2015.

Des­de en­ton­ces, el Ba­rça lo si­gue de cer­ca. Al no po­der ha­ber nin­gún ti­po de con­tra­to, la re­la­ción en­tre el club y el ju­ga­dor es me­ra­men­te per­so­nal. Ta­ke vol­vió el pa­sa­do abril a Bar­ce­lo­na a pa­sar sus vacaciones. Du­ran­te esos días es­tu­vie­ron en la Ciu­tat Es­por­ti­va pre­sen­cian­do a su exe­qui­po, en­ton­ces el Ca­de­te B, uno de los más des­ta­ca­dos de La Ma­sia. Ade­más, siem­pre que el Bar­ce­lo­na ha es­ta­do en Ja­pón se ha en­car­ga­do de con­tac­tar­lo. Tan­to en el Mun­dial de Clu­bes en 2015, cuan­do fue in­vi­ta­do a la fi­nal por el club, co­mo aho­ra en sep­tiem­bre, cuan­do el In­fan­til B azul­gra­na ga­nó en Tok­yo el World Cha­llen­ge Cup. Ta­ke acom­pa­ñó du­ran­te el tor­neo a la ex­pe­di­ción cu­lé.

El Ba­rça no es el úni­co equi­po que lo si­gue, pe­ro par­te con ven­ta­ja res­pec­to al res­to. Ta­ke cre­ció en Bar­ce­lo­na, es cu­lé y es­tá muy agra­de­ci­do a lo que el Ba­rça le ha apor­ta­do. Es­tá en Ja­pón por as­pec­tos pu­ra­men­te bu­ro­crá­ti­cos y su pro­pó­si­to es po­der ju­gar al­gún día en el Camp Nou. Se­ría el pri­me­ro de su país.

Ob­je­ti­vo To­kio 2020

Tras su de­but pro­fe­sio­nal, Ku­bo dis­pu­tó con Ja­pón sub-16 la Co­pa de Asia en In­dia. El com­bi­na­do ni­pón fi­na­li­zó ter­ce­ro al caer an­te Irak, pos­te­rior cam­peón, en se­mi­fi­na­les. Ta­ke des­ta­có, so­bre to­do en la pri­me­ra fa­se, y aca­bó co­mo se­gun­do má­xi­mo go­lea­dor con cua­tro tan­tos. Otra de las am­bi­cio­nes del ja­po­nés es de­bu­tar con la ab­so­lu­ta y lo­grar al­go gran­de con su se­lec­ción. A lar­go pla­zo, el gran ob­je­ti­vo se­rían los Jue­gos Olím­pi­cos de 2020 en Tok­yo, su ciu­dad cuan­do Ta­ke ya ten­ga 19 años.

Con es­tos dos ali­cien­tes, Ba­rça y Ja­pón, se pre­pa­ra día a día. Ya ha en­tre­na­do con el pri­mer equi­po del To­kio y ha ju­ga­do en el fi­lial, pe­ro es cons­cien­te que aún no po­see el ni­vel pro­fe­sio­nal, so­bre to­do fí­si­ca­men­te. Por eso, se que­da en el gim­na­sio pa­ra au­men­tar mus­cu­la­tu­ra. Pa­ra­le­la­men­te, si­gue re­cor­dan­do las lec­cio­nes que re­ci­bió en Bar­ce­lo­na. El me­jor con­se­jo que re­ci­bió fue de Car­les Fol­gue­ra, di­rec­tor de La Ma­sia. “An­tes que fut­bo­lis­ta, tie­nes que ser per­so­na”. Una frase que siem­pre tie­ne pre­sen­te

FO­TO: GETTY IMAGES

Ta­ke­fu­sa Ku­bo, el día que de­bu­tó co­mo pro­fe­sio­nal

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.