Vet­tel des­pier­ta en Sin­ga­pur

El teu­tón lo­gró la po­le por de­lan­te de Vers­tap­pen y Ric­ciar­do; Alon­so sal­drá oc­ta­vo y Sainz arran­ca­rá dé­ci­mo

Mundo Deportivo (Bizkaia-Araba) - - MOTOR - Fa­bio Mar­chi

Fe­rra­ri y Se­bas­tian Vet­tel de­bían des­per­tar en Sin­ga­pur tras los dos gol­pes re­ci­bi­dos por par­te de Mer­ce­des y Ha­mil­ton en Spa y Mon­za, y no de­frau­da­ron. El ale­mán res­pon­dió con una ju­ga­da maes­tra, una cla­si­fi­ca­ción per­fec­ta que de­jó con la miel en los la­bios a Max Vers­tap­pen, que vio muy cer­ca el po­der lo­grar la pri­me­ra po­le de su ca­rre­ra. El teu­tón su­peró al ho­lan­dés en 0.323” y a Ric­ciar­do en 0.349” con una úl­ti­ma vuel­ta es­tra­tos­fé­ri­ca en la que in­clu­so ‘be­só’ uno de­los mu­ros de pro­tec­ción del cir­cui­to de Ma­ri­na Bay de Sin­ga­pur, un ro­ce que le su­po a glo­ria por la adre­na­li­na que le ge­ne­ró y que le im­pe­día in­clu­so ha­blar tras lo­grar su cuar­ta po­le es­ta tem­po­ra­da, la quin­ta de Fe­rra­ri es­te año. Las son­ri­sas del box ita­liano con­tras­ta­ron con las ca­ras de po­cos ami­gos de Wolff, Lau­da y com­pa­ñía. Los de Brac­kley vi­vie­ron la peor cla­si­fi­ca­ción en mu­cho tiem­po y Ha­mil­ton tu­vo que con­for­mar­se con la quin­ta po­si­ción en la pa­rri­lla de sa­li­da.

De es­ta ma­ne­ra, Vet­tel ten­drá una gran opor­tu­ni­dad de re­cu­pe­rar el li­de­ra­to, que tie­ne a só­lo 3 pun­tos, y po­ner el Mun­dial al ro­jo vi­vo, un cam­peo­na­to muy igua­la­do en el que los ita­lia­nos mar­can la di­fe­ren­cia en ae­ro­di­ná­mi­ca y ba­lan­ce y los Mer­ce­des lo con­si­guen en tra­za­dos en los que pre­va­le­ce la po­ten­cia de su mo­tor. “El di­se­ño del co­che fun­cio­na en mu­chos si­tios, pe­ro tie­ne pro­ble­mas en cir­cui­tos co­mo és­te, es al­go que de­be­mos me­jo­rar pa­ra 2018”, apun­tó Le­wis, to­tal­men­te aba­ti­do, de nuevo en la par­te ba­ja de su par­ti­cu­lar mon­ta­ña ru­sa de sen­sa­cio­nes, que va­rían de for­ma con­tun­den­te ca­rre­ra a ca­rre­ra.

Mu­cho más con­ten­tos es­ta­ban en Red Bull, sa­be­do­res que con su rit­mo de ca­rre­ra pue­den plan­tar ca­ra a un Vet­tel que es­ta­rá pre­sio­na­do por la idea de po­der per­mi­tir­se un me­ro error en un tra­za­do en el que to­do pue­de cam­biar con la en­tra­da de un Sa­fety Car. Ha­mil­ton sa­be que ne­ce­si­ta “un mi­la­gro”, igual que Alon­so pa­ra as­pi­rar a al­go más que la sép­ti­ma plaza en la que sal­drá Ni­co Hül­ken­berg. El es­pa­ñol arran­ca­rá en la oc­ta­va po­si­ción con el ob­je­ti­vo de ‘ro­bar­le la car­te­ra’ a su ami­go ale­mán y con­ver­tir­se en el pri­me­ro de los ‘mor­ta­les’ en el Ma­ri­na Bay.

Una vez más, McLa­ren de­mos­tró que su cha­sis es muy com­pe­ti­ti­vo, igual que Car­los Sainz vol­vió a ex­hi­bir su tre­men­da ca­pa­ci­dad por sa­car el má­xi­mo ren­di­mien­to de su mo­no­pla­za en cla­si­fi­ca­ción. El ma­dri­le­ño re­co­no­ció ha­ber­se co­la­do “de ex­tran­jis” en la Q3, por sor­pre­sa, y de­be­rá de­fen­der­se de los ata­ques de Pal­mer y los For­ce In­dia en una ca­rre­ra “a la de­fen­si­va”

FOTO: GETTY

Se­bas­tian Vet­tel ce­le­bra su cuar­ta po­le de la tem­po­ra­da en el cir­cui­to de Sin­ga­pur, un tra­za­do que a Mer­ce­des se le atra­gan­ta y en el que hoy pue­de re­cu­pe­rar el li­de­ra­to del Mun­dial

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.