Ta­ble­ros de jue­go pa­ra el ocio

Muy Historia - - CU­RIO­SI­DA­DES -

A LOS EGIP­CIOS LES ENCANTABAN LOS JUE­GOS DE ME­SA. Des­pués de un lar­go día de tra­ba­jo, mu­chos de ellos se re­la­ja­ban ju­gan­do. Te­nían pa­ra ello va­rios jue­gos di­fe­ren­tes, co­mo el Mehen o Pe­rros y Cha­ca­les, pe­ro tal vez el más po­pu­lar de to­dos fue­ra el Se­net, un pre­ce­den­te del Back­gam­mon que se re­mon­ta al año 3500 a. C. Se ju­ga­ba en un ta­ble­ro en el que ha­bía pin­ta­das trein­ta ca­si­llas. Ca- da ju­ga­dor te­nía un con­jun­to de pie­zas que se mo­vían se­gún las ti­ra­das de los da­dos o de pa­los de lan­za­mien­to. Los his­to­ria­do­res aún de­ba­ten las re­glas exac­tas del Se­net, pe­ro de lo que no ca­be du­da es de la po­pu­la­ri­dad y lar­ga vi­gen­cia del jue­go. Tan­to es así, que en la tum­ba de Tu­tan­ka­món se en­con­tra­ron has­ta cua­tro ta­ble­ros de es­te pa­sa­tiem­po, pa­ra que el fa­raón no se abu­rrie­ra en la eter­ni­dad.

En es­ta pin­tu­ra de la tum­ba de Nefertari, la Gran Es­po­sa Real de Ram­sés II, se re­pre­sen­ta a la rei­na ju­gan­do al Se­net.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.