Co­men­ta­mos los cam­bios que in­tro­du­ce la nue­va re­gu­la­ción pa­ra las pie­zas usa­das.

La Di­rec­ti­va 2000/53/CE, in­cor­po­ra­da al or­de­na­mien­to ju­rí­di­co es­pa­ñol me­dian­te el Real De­cre­to 1383/2002, de 20 de di­ciem­bre, so­bre ges­tión de vehícu­los al fi­nal de su vi­da útil, que­da de­ro­ga­da con la en­tra­da en vigor del nue­vo Real De­cre­to 20/2017, de 20

PosVenta de Automocion - - Sumario - › In­for­ma­ción ela­bo­ra­da por

En el año 2000, an­te el cre­cien­te pro­ble­ma que su­po­nía ges­tio­nar los re­si­duos ge­ne­ra­dos por el des­gua­ce de los vehícu­los, la Unión Eu­ro­pea adop­tó la Di­rec­ti­va 2000/53/CE, de 18 de sep­tiem­bre de 2000, re­la­ti­va a los vehícu­los al fi­nal de su vi­da útil, cu­yo ob­je­ti­vo fun­da­men­tal era dis­mi­nuir la can­ti­dad y pe­li­gro­si­dad de los re­si­duos pro­ce­den­tes de los vehícu­los, así co­mo la ade­cua­da ges­tión de los re­si­duos que en to­do ca­so se ge­ne­ra­ran. Con es­ta fi­na­li­dad, la di­rec­ti­va ins­ta­ba a los fa­bri­can­tes o im­por­ta­do­res de vehícu­los de la Unión Eu­ro­pea a re­du­cir el uso de sus­tan­cias pe­li­gro­sas en sus vehícu­los nue­vos, a di­se­ñar y cons­truir vehícu­los que fa­ci­li­ta­ran la re­uti­li­za­ción y el re­ci­cla­do, y a fo­men­tar el uso de ma­te­ria­les re­ci­cla­dos. La Di­rec­ti­va 2000/53/CE, tra­du­ci­da al or­de­na­mien­to es­pa­ñol me­dian­te el Real De­cre­to 1383/2002, de 20 de di­ciem­bre, que­da ac­tua­li­za­da con la en­tra­da en vigor del nue­vo Real De­cre­to 20/2017.

NO­VE­DA­DES DEL RD 20/2017

El RD 20/2017 re­gu­la el tra­ta­mien­to de los vehícu­los (de pa­sa­je­ros has­ta ocho pla­zas más la del con­duc­tor y co­mer­cia­les li­ge­ros) al fi­nal de su vi­da útil, pe­ro se tra­ta en reali­dad de

LAS PLA­TA­FOR­MAS, PAR­TI­CU­LA­RES O TA­LLE­RES QUE PU­BLI­CI­TEN, COM­PREN O VEN­DAN RE­CAM­BIOS QUE NO PRO­VEN­GAN DE DES­GUA­CES CO­ME­TE­RÁN UNA IN­FRAC­CIÓN

una adap­ta­ción de la nor­ma­ti­va exis­ten­te a lo es­ti­pu­la­do en la Ley 20/2011 de Re­si­duos y Sue­los Con­ta­mi­na­dos, que se en­car­ga de le­gis­lar so­bre los re­si­duos ge­ne­ra­dos du­ran­te la vi­da útil de los vehícu­los, con de­cre­tos es­pe­cí­fi­cos pa­ra ca­da ti­po de re­si­duo.

El nue­vo tex­to man­tie­ne en esen­cia la re­gu­la­ción an­te­rior, pe­ro in­tro­du­ce al­gu­nas me­jo­ras, de las que ca­be des­ta­car:

• Se fo­men­ta la re­uti­li­za­ción de pie­zas, ma­te­ria­les y com­po­nen­tes que pro­ce­dan de vehícu­los al fi­nal de su vi­da útil, de tal mo­do que la ex­trac­ción de pie­zas y com­po­nen­tes pa­ra su re­uti­li­za­ción y co­mer­cia­li­za­ción úni­ca­men­te po­drá rea­li­zar­se en un Cen­tro Au­to­ri­za­do de Tra­ta­mien­to (CAT) y siem­pre de vehícu­los que, pre­via­men­te, ha­yan cau­sa­do ba­ja de­fi­ni­ti­va en el Re­gis­tro Ge­ne­ral de Vehícu­los de la Di­rec­ción Ge­ne­ral de Trá­fi­co (DGT) y ha­yan si­do des­con­ta­mi­na­dos. • Los CAT, tras la des­con­ta­mi­na­ción y la re­cu­pe­ra­ción de com­po­nen­tes re­uti­li­za­bles de­be­rán en­tre­gar, di­rec­ta­men­te o a tra­vés de ges­tor au­to­ri­za­do, el res­to del vehícu­lo a una ins­ta­la­ción de frag­men­ta­ción.

• Los fa­bri­can­tes e im­por­ta­do­res de vehícu­los tie­nen la obli­ga­ción de or­ga­ni­zar la re­co­gi­da y ges­tión de és­tos al fi­nal de su vi­da útil, apo­ya­dos en ges­to­res de re­si­duos, y pre­sen­tar un in­for­me anual so­bre la co­mer­cia­li­za­ción de esos vehícu­los y de los re­si­duos ge­ne­ra­dos, re­co­gi­dos y tra­ta­dos pa­ra ese mis­mo vehícu­lo du­ran­te su vi­da útil. Asi­mis­mo, los ges­to­res de re­si­duos de­ben pre­sen­tar una me­mo­ria anual con to­dos los re­si­duos que ges­tio­nen.

• Se in­tro­du­cen por pri­me­ra vez ob­je­ti­vos mí­ni­mos de preparación pa­ra la re­uti­li­za­ción, re­ci­cla­do y va­lo­ri­za­ción. Ello da a las ad­mi­nis­tra­cio­nes

SÓ­LO SE PUE­DEN RE­UTI­LI­ZAR PIE­ZAS USA­DAS DE VEHÍCU­LOS QUE PRE­VIA­MEN­TE HA­YAN SI­DO DA­DOS DE BA­JA EN LA DI­REC­CIÓN GE­NE­RAL DE TRÁ­FI­CO LOS CAT DE­BE­RÁN RE­UTI­LI­ZAR PIE­ZAS Y COM­PO­NEN­TES QUE SU­PON­GAN, AL ME­NOS, EL 5% DEL PE­SO DE LOS VEHÍCU­LOS QUE HA­YAN TRA­TA­DO

pú­bli­cas una ma­ne­ra de co­no­cer cuán­tas pie­zas es­tán en el mer­ca­do de se­gun­da mano. Los CAT de­be­rán re­uti­li­zar pie­zas y com­po­nen­tes que su­pon­gan, al me­nos, el 5% del pe­so de los vehícu­los que ha­yan tra­ta­do anual­men­te des­de el 1 de fe­bre­ro de 2017 has­ta el 1 de enero de 2021, el 10% des­de esa fe­cha has­ta el 1 de enero de 2026 y el 15% de esa fe­cha en ade­lan­te.

CO­MER­CIA­LI­ZA­CIÓN

DE PIE­ZAS USA­DAS

In­nu­me­ra­bles anun­cios de com­pra y ven­ta de pie­zas usa­das o de se­gun­da mano de los co­ches se pue­den en­con­trar en In­ter­net, ya sea des­de pla­ta­for­mas co­mer­cia­les es­pe­cí­fi­cas o en las pro­pias re­des so­cia­les, pa­san­do por fo­ros de usua­rios de un de­ter­mi­na­do mo­de­lo. Sin em­bar­go, es­ta ac­ti­vi­dad es ile­gal des­de la apro­ba­ción, el pa­sa­do mes de enero, del RD 20/2017 so­bre vehícu­los al fi­nal de su vi­da útil. Al mar­gen de la tras­cen­den­cia que el Real De­cre­to tie­ne pa­ra los pro­fe­sio­na­les del sec­tor, pa­ra los usua­rios, ta­lle­res, pe­ri­tos o com­pa­ñías de se­gu­ros, la no­ve­dad más im­por­tan­te es que su ar­tícu­lo 7, pun­to 3, sec­ción A, re­co­ge que “la ex­trac­ción de pie­zas y com­po­nen­tes pa­ra su preparación pa­ra la re­uti­li­za­ción y co­mer­cia­li­za­ción úni­ca­men­te po­drá rea­li­zar­se en un CAT”. Por tan­to, la ley prohí­be de for­ma es­pe­cí­fi­ca que cual­quier par­ti­cu­lar o em­pre­sa re­ci­cle pie­zas de au­to­mó­vi­les y las co­mer­cia­li­ce fue­ra del ám­bi­to de es­tos CAT. En con­se­cuen­cia, las pla­ta­for­mas, par­ti­cu­la­res o ta­lle­res que pu­bli­ci­ten, com­pren o ven­dan re­cam­bios de una pro­ce­den­cia di­fe­ren­te a la se­ña­la­da co­me­te­rán una in­frac­ción ti­pi­fi­ca­da en el ar­tícu­lo 12 de Ré­gi­men san­cio­na­dor del Real De­cre­to.

La en­tra­da en vigor del nue­vo RD es be­ne­fi­cio­so des­de el pun­to de vis­ta del me­dio am­bien­te, al rea­li­zar­se su des­mon­ta­je en un CAT, y de la se­gu­ri­dad, ya que el usua­rio tie­ne ga­ran­tías so­bre lo que ad­quie­re; an­te­rior­men­te, se com­pro­me­tía la se­gu­ri­dad vial, al des­co­no­cer­se el es­ta­do de la pie­za. Tam­bién se ve fa­vo­re­ci­da la trans­pa­ren­cia en una ac­ti­vi­dad, la de ven­ta de pie­zas de se­gun­da mano, su­je­ta a una fis­ca­li­dad de­ter­mi­na­da. Por otra par­te, es ne­ce­sa­rio re­cor­dar que la Ley de Ta­lle­res 455/2010, de 16 de abril, por la que se mo­di­fi­có el Real De­cre­to 1457/1986, de 10 de enero, que re­gu­la la ac­ti­vi­dad in­dus­trial y la pres­ta­ción de ser­vi­cios en los ta­lle­res de re­pa­ra­ción de vehícu­los au­to­mó­vi­les, de sus equi­pos y com­po­nen­tes, prohí­be ex­pre­sa­men­te el mon­ta­je de ele­men­tos de se­gu­ri­dad, di­rec­ción, fre­nos y neu­má­ti­cos usa­dos.

LA LEY DE TA­LLE­RES PROHÍ­BE EX­PRE­SA­MEN­TE EL MON­TA­JE DE ELE­MEN­TOS DE SE­GU­RI­DAD, DI­REC­CIÓN, FRE­NOS Y NEU­MÁ­TI­COS USA­DOS

Con la nue­va nor­ma­ti­va, los CAT son los úni­cos cen­tros au­to­ri­za­dos pa­ra co­mer­cia­li­zar pie­zas usa­das. Al­gu­nos es­ta­ble­ci­mien­tos han pro­fe­sio­na­li­za­do es­ta ac­ti­vi­dad con un ser­vi­cio de tra­ta­mien­to de los re­cam­bios y de en­vío a to­do el país.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.