Rockster 125

SE­GU­RO QUE TE SUE­NA MACBOR. SO­BRE TO­DO SI ERES JO­VEN Y TU­VIS­TE MO­TO IN­FAN­TIL, PUES ES­TA MAR­CA ES­PA­ÑO­LA SE FUN­DÓ PA­RA DESA­RRO­LLAR Y CO­MER­CIA­LI­ZAR MO­TOS DE ES­TE TI­PO A PRIN­CI­PIOS DE ES­TE SI­GLO. AHO­RA LAN­ZA SU GA­MA 125 CC.

Scooting - - Sumario - Da­niel Navarro

Macbor per­te­ne­ce a Mo­tos Bor­doy. "Mac" ha­ce re­fe­ren­cia al "Mc" es­co­cés, que en el fon­do que­ría de­cir "hi­jo de" y "Bor", ob­via­men­te, de Bor­doy. Sig­ni­fi­ca, por tan­to, "hi­jo de Bor­doy": la úni­ca mar­ca pro­pia del gru­po de em­pre­sas ca­ta­lán, muy co­no­ci­do por ser im­por­ta­do­res de mu­chas mar­cas a lo lar­go de sus his­to­ria. En­tre ellas, las que aho­ra re­pre­sen­tan: SYM, HVA y MV Agusta. La gen­te que com­po­ne Mo­tos Bor­doy "sa­ben" de mo­tos. Pe­ro sa­ben de ver­dad y ade­más, les gus­tan de ver­dad. Por eso, la idea de ma­ne­jar su pro­pia mar­ca, co­mo ya hi­cie­ron con aque­llas mo­tos in­fan­ti­les, era cues­tión de tiem­po. Aho­ra, Macbor re­na­ce. Y lo ha­ce con una ga­ma de cin­co mo­de­los en 125 cc que pron­to cre­ce­rá con más mo­de­los y más ci­lin­dra­das.

De esa pri­me­ra ga­ma de mo­de­los pre­vis­tos, la Rockster 125i ha si­do la pri­me­ra en pa­sar por las ma­nos de la pren­sa es­pe­cia­li­za­da, en una pre­sen­ta­ción en San Se­bas­tián. Una pre- sen­ta­ción "bien re­ga­da", por una im­por­tan­te tor­men­ta de agua que cha­fó los pla­nes de ru­ta que se ha­bían pre­pa­ra­do pe­ro que no im­pi­dió ha­cer los pri­me­ros ki­ló­me­tros por ca­rre­te­ra y ciudad con la pri­me­ra de las nue­vas Macbor. Y ya te ade­lan­to: la mo­to es­tá muy bien pen­sa­da y muy bien he­cha.

Cla­ro, Bor­doy, co­mo te di­go, son un equi­po ex­per­to. Y son ellos los pri­me­ros que te di­cen que es prác­ti­ca­men­te im­po­si­ble sal­tar de la na­da a una ga­ma de mo­tos com­ple­ta sin pa­sar por acuer­dos con fa­bri­can­tes asiá­ti­cos. Pe­ro de ahí a en­car­gar la fa­bri­ca­ción de un nú­me­ro de uni­da­des con mi lo­go en el de­pó­si­to, hay mu­cha dis­tan­cia. No son así las Macbor. Es­te pro­yec­to ha lle­va­do más de dos años de tra­ba­jo, más de 70.000 ki­ló­me­tros de prue­bas, in­nu­me­ra­bles via­jes a Chi­na y un sin­fín de tra­ba­jo so­bre ca­si el 80% de las pie­zas de la mo­to, has­ta con­se­guir lo que bus­ca­ban. Y se no­ta cuan­do la prue­bas.

La mo­to la fa­bri­ca Zongs­hen, ba­jo el di­se­ño y con­trol Macbor. Es­te fa­bri­can­te tie­ne acuer­dos

tam­bién con Piag­gio y de allí sa­len al­gu­nos de los scoo­ter de los ita­lia­nos pa­ra me­dio mun­do, in­clu­yen­do, en al­gu­nos mo­de­los, Eu­ro­pa. Fa­bri­can más de 4 mi­llo­nes de mo­tos ac­tual­men­te; no es mal "so­cio" pa­ra es­tas co­sas. Si so­bre es­ta ba­se, ade­cuas la mo­to al gus­to eu­ro­peo y a la ca­li­dad que se re­quie­re en Eu­ro­pa, tie­nes una gran mo­to. Por­que las co­sas bien he­chas, bien pa­re­cen.

La Rockster en­tra por los ojos. Es una mo­to bien di­bu­ja­da, que pa­re­ce más gran­de a la vis­ta de los que real­men­te es. La pla­ca de ma­trí­cu­la ele­va­da, los co­lo­res es­co­gi­dos, o el ma­ni­llar, que se ele­va pa­ra vol­ver a ba­jar son bue­nos tru­cos pa­ra con­se­guir es­te efec­to. Es ba­ja de asien­to y con más de 1,4m en­tre ejes es una mo­to lar­ga pa­ra su ta­ma­ño, cum­plien­do así con la ima­gen "long&low", en la más pu­ra tra­di­ción cus­tom. Al tiem­po, se ve en ella una mo­to mo­der­na. Los amor­ti­gua­do­res de gas, el dis­co lo­bu­la­do, las pla­cas la­te­ra­les, los pi­lo­tos de LED... hay can­ti­dad de de­ta­lles que le dan un to­que mo­derno y ac­tual, con­si­guien­do esa com­bi­na­ción clá­si­co-mo­derno tan en bo­ga hoy día. Tras ver­la y mi­rar­la en de­ta­lle, to­ca su­bir­se a ella.

Equi­pa un sis­te­ma de INYEC

CIÓN ELEC­TRÓ­NI­CA Delp­hi y mon­ta un eje de ba­lan­ce in­te­rior pa­ra anu­lar vi­bra­cio­nes.

CON 11 CV y cam­bio de cin­co re­la­cio­nes, se mues­tra un pro­pul­sor muy apro­ve­cha­ble y efi­caz. EL MA­NI­LLAR ha si­do ob­je­to de es­pe­cial es­tu­dio. Dis­po­ne de in­ter­mi­ten­tes y fa­ro tra­se­ro de LED, y aña­de pa­ta de ca­bra y ca­ba­lle­te cen­tral.

EL TA­BLE­RO cons­ta de una úni­ca es­fe­ra pra el ve­lo­cí­me­tro analó­gi­co más pan­ta­la in­te­rior di­gi­tal, pe­ro ca­re­ce de re­loj ho­ra­rio. LA FRE­NA

DA uti­li­za un sis­te­ma de fre­na­da com­bi­na­da CBS pa­ra el equi­po de dis­co de­lan­te­ro (de per­fil on­du­la­do) y tam­bor tra­se­ro.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.