LA IM­POR­TAN­CIA DE ELE­GIR BIEN EL CALCETÍN

Todo Terreno - - INFORME_TT -

Por muy bueno que sea nues­tro cal­za­do, con­tar con un calcetín de ma­la ca­li­dad o que no se ade­cue a la ac­ti­vi­dad que va­mos a lle­var a ca­bo pue­de ser un gra­ve error. Por eso, es más que im­por­tan­te sa­ber en qué fi­jar­se a la ho­ra de ad­qui­rir un nue­vo par de cal­ce­ti­nes. CUIDADO CON LA TA­LLA. Mu­chos de los cal­ce­ti­nes que se com­pran en tien­das de to­do ti­po se mue­ven en una hor­qui­lla de ta­lla­je de­ma­sia­do am­plias (de la 43 a la 45, por ejem­plo). Pa­ra evi­tar la apa­ri­ción de am­po­llas en lar­gas ca­mi­na­tas, es muy im­por­tan­te que el calcetín que­de lo su­fi­cien­te­men­te ajus­ta­do. ME­JOR CUAN­TO MÁS TRANSPIRABLES. Así evi­ta­re­mos que el pie se man­ten­ga se­co el ma­yor tiem­po po­si­ble, lo que dis­mi­nui­rá el ries­go de apa­ri­ción de hon­gos. Evi­ta, en la me­di­da de lo po­si­ble, los cal­ce­ti­nes con un por­cen­ta­je muy al­to de la­na. SIEM­PRE CAL­CE­TI­NES DE CA­ÑA AL­TA. Ade­más de evi­tar cor­tes y ara­ña­zos de pie­dras y ve­ge­ta­ción, con unos cal­ce­ti­nes más al­tos evi­ta­re­mos que se des­pla­cen cau­san­do mo­les­tias de to­do ti­po. Es­tos cal­ce­ti­nes tam­bién ayu­da­rán a su­je­tar con­ve­nien­te­men­te el pie. CO­MO­DI­DAD POR EN­CI­MA DE TO­DO. Si en­cuen­tras un calcetín que cum­pla to­do lo an­te­rior, pe­ro que te re­sul­te in­có­mo­do al usar­lo, des­cár­ta­lo sin pen­sar. Es­pe­cial­men­te en lar­gas ca­mi­na­tas pue­den con­ver­tir­se en una au­tén­ti­ca tor­tu­ra, lo que pue­de echar al tras­te cual­quier ex­pe­rien­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.