LOS CON­SE­JOS DE MAITE MAIORA

Trail Run - - UP & DOWN -

Ha­cer cross te obli­ga a acos­tum­brar­te a ges­tio­nar mo­men­tos de ago­nía. Al­go que sin du­da te ven­drá muy bien de ca­ra a afron­tar los úl­ti­mos ki­ló­me­tros en cual­quier ca­rre­ra de trail y más aún en los ki­ló­me­tros verticales. Al dispu­tar­se por te­rre­ros irre­gu­la­res, ba­rro, hier­ba, etc.., pa­re­ci­dos a mu­chos de los que tam­bién te pue­des en­con­trar en la mon­ta­ña, es­to ha­rá que tu mus­cu­la­tu­ra se va­ya acos­tum­bran­do. En­tre­nar pa­ra des­pués com­pe­tir en cross te obli­ga a ha­cer se­sio­nes a rit­mos al­tos, más de lo ha­bi­tual. Lue­go eso tie­ne una bue­na trans­fe­ren­cia a las com­pe­ti­cio­nes de trail en las que tam­bién hay tra­mos más o me­nos pla­nos y en los que se pue­de ir más rá­pi­do con me­nos es­fuer­zo. En el cross tie­nes que co­rrer apo­yan­do mu­cho con los me­ta­tar­sos y la par­te de­lan­te­ra del pie, lo que ha­ce que tu pi­sa­da se acos­tum­bre y sea más efec­ti­va co­rrien­do. Lo me­jor del cross, ¡co­rrer con za­pa­ti­llas con cla­vos! (iro­nía por su­pues­to)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.