EL NUE­VO MO­DERNO

DIOR AC­TUA­LI­ZA LA IDEA DE MO­DER­NI­DAD SIR­VIÉN­DO­SE DE LA AYU­DA DE PA­TRICK DE­MAR­CHE­LIER

Vanity Fair (Spain) - - VANIDADES - – M. DE LA CAL­ZA­DA

Qué es ser mo­derno hoy? El eterno de­ba­te. Como si pa­ra ser gó­ti­co fue­ra im­pres­cin­di­ble ves­tir de ne­gro o si un bodegón con na­tu­ra­le­za muer­ta no pu­die­ra ser pin­ta­do por un jo­ven de 20 años y con­si­de­rar­se... mo­derno. ¿Hay al­go más trans­gre­sor que rom­per, a gol­pe de cof­fee table book de lu­jo, los có­di­gos de la mo­der­ni­dad? Es­ta osa­día tan ape­te­ci­ble es la­que aca­ba­de aco­me­ter, Dior me­dian­te, el con­sa­gra­do retratista

Pa­trick De­mar­che­lier (Fran­cia, 1943), con el lan­za­mien­to de un nue­vo li­bro, Dior New Coutu­re ( Riz­zo­li, 2015). El primer no bri­tá­ni­co en re­tra­tar a

y quien ha in­mor­ta­li­za­do Dia­na de Ga­les con rea­lis­mo, ni­ti­dez y espontaneidad a las me­jo­res mo­de­los del mun­do con­si­gue otor­gar grá­fi­ca­men­te un nue­vo sen­ti­do a la al­ta cos­tu­ra. De­mar­che­lier no es­cri­be un li­bro: lo ‘dis­pa­ra’. Un ver­bo de ac­ción que an­ti­ci­pa to­da una de­cla­ra­ción de in­ten­cio­nes. Dior New Coutu­re nos ha­ce pen­sar que la hau­te coutu­re no equi­va­le ne­ce­sa­ria­men­te a sa­lo­nes de­mo­da ver­sa­lles­cos, eli­tis­mo (mal en­ten­di­do) o for­tu­nas ve­ni­das del es­te. Por

Quien ha in­mor­ta­li­za­do con rea­lis­mo, ni­ti­dez y espontaneidad a las me­jo­res mo­de­los del mun­do con­si­gue en ‘ Dior New Coutu­re’ otor­gar grá­fi­ca­men­te un nue­vo sen­ti­do a la al­ta cos­tu­ra

pri­me­ra vez la al­ta cos­tu­ra se des­con­tex­tua­li­za de sus tó­pi­cos: noha­yun so­lo car­tel con nú­me­ro iden­ti­fi­ca­ti­vo del look en es­tas más de 200 pá­gi­nas. La cos­tu­ra no tie­ne por qué ser co­sa de otra épo­ca.

To­dos los di­rec­to­res crea­ti­vos que han te­ni­do li­de­raz­go en la ca­sa re­ci­ben su me­re­ci­do pro­ta­go­nis­mo: des­de el New Look de , pa­san­do por las fal­das

Mon­sieur Dior vo­lu­mi­no­sas de has­ta el co­lo­ri­do

Ga­lliano clashy del ac­tual, . Lu­ci­dos por

Raf Si­mons las tops , , Han­ne Gaby Jacquelyn Ja­blons­ki

o y cap­tu­ra­dos Si­grid Agren Lily Do­nald­son por la cá­ma­ra de un hom­bre que de­cla­ra que “la be­lle­za es­tá en to­das par­tes, bas­ta con que abras los ojos”. El pró­lo­gono tie­ne des­per­di­cio, como tam­po­co las de­cla­ra­cio­nes de su au­to­ra, la ex­co­lum­nis­ta de The New York Ti­mes

Cathy , esa­mu­jer va­lien­te que no ha es­caHoryn ti­ma­do en po­lé­mi­cas con o

Hedi Sli­ma­ne En él re­sal­ta la ‘desobe­dien­cia’ Lady Ga­ga. de Dior ha­cia las nor­mas, có­mo dis­fru­ta­ba pro­vo­can­do, sus si­lue­tas rompe­doras... en re­su­men, su mo­dern thin­king. “

Ch­ris­tian no en­ten­día que hu­bie­ra Dior lí­mi­tes en­tre lo nue­vo y lo clá­si­co”, re­cal­ca Horyn.

“Hay­mar­gen pa­ra el atre­vi­mien­to en la tra­di­ción cos­tu­re­ra”, afir­mó Dior en su au­to­bio­gra­fía Ch­ris­tian Dior y yo (1956). Es­ta lí­nea de pen­sa­mien­to au­daz per­vi­ve ca­si 60 años des­pués: la al­ta cos­tu­ra en pa­la­bras (imá­ge­nes) de De­mar­che­lier es, por ejem­plo, la­mo­de­lo en­fun­da­da en uno de los

Dev Wind­sor pri­me­ros tra­jes de Raf Si­mons, hie­rá­ti­ca y bella en un es­ce­na­rio ur­bano des­an­ge­la­do. Y ca­sua­li­da­des de la vida (y de las men­tes ge­nia­les) Pa­trick De­mar­che­lier, al igual que Ch­ris­tian Dior, na­ció en Nor­man­día. Tie­ne 72 años y pre­ser­va su es­pí­ri­tu ju­ve­nil. No per­der nun­ca la fres­cu­ra, eso es ser mo­derno hoy.

Fit­ting de al­ta cos­tu­ra o/ i 2012.

AL­TAS Y ES­CUL­TU­RA­LES Arri­ba, tra­je de Dior al­ta cos­tu­ra

p/v 2014. La por­ta­da, abajo, se de­di­ca al o/ i 2012.

En es­ta ima­gen, la mo­de­lo lle­va un look de al­ta cos­tu­ra de 2012 y sos­tie­ne una re­pro­duc­ción de otro de 1949.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.