YO DESNUDÉ A ME­LA­NIA

Ha­bla­mos con el fo­tó­gra­fo fran­cés que lan­zó a la es­po­sa de Do­nald Trump a la fa­ma.

Vanity Fair (Spain) - - VANITY ZOOM - – MAR­TÍN BIAN­CHI

M( Es­lo­ve­nia, ela­nia Trump 1970) no es la pri­me­ra first lady ex­tran­je­ra en ocu­par el Ala Es­te de la Ca­sa Blan­ca. Pe­ro sí la pri­me­ra que se ha des­nu­da­do pa­ra una re­vis­ta. El des­ta­pe ocu­rrió en 1996, cuan­do Mrs. Trump so­lo era una mo­de­lo de la an­ti­gua Yu­gos­la­via que in­ten­ta­ba abrir­se ca­mino en la mo­da. El fo­tó­gra­fo y aris­tó­cra­ta

Alé de (Bur­deos, 1970) fue el ar­tí­fi­ce Basseville de aque­lla se­sión. “Un día me lla­ma­ron de la re­vis­ta fran­ce­sa Max pa­ra ha­cer unas fo­tos sen­sua­les con la top .

Em­ma Eriks­son Ne­ce­si­ta­ba a otra chi­ca pa­ra que po­sa­ra con ella y no era fá­cil por­que Em­ma es muy vo­lup­tuo­sa. En­ton­ces vi una fo­to de Me­la­nia y me pa­re­ció per­fec­ta. Me gus­tó por­que era un ros­tro nue­vo y ve­nía del es­te”, re­cuer­da De Basseville en con­ver­sa­ción te­le­fó­ni­ca con Va­nity Fair.

La se­sión se reali­zó en un pi­so de Chel­sea, en Nue­va York. Los je­fes de Max le ha­bían pe­di­do a De Basseville que hi­cie­ra un re­por­ta­je arries­ga­do. En­ton­ces él apos­tó por un shoo­ting “en cla­ve lés­bi­ca”. “No fue di­fí­cil con­ven­cer a Me­la­nia pa­ra que se des­nu­da­ra. Era una pro­fe­sio­nal”, se­ña­la el fo­tó­gra­fo.

Las imá­ge­nes se pu­bli­ca­ron en 1997, pe­ro pa­sa­ron inad­ver­ti­das has­ta el ve­rano pa­sa­do, cuan­do el ta­bloi­de New York Post las res­ca­tó y pu­bli­có en su por­ta­da pa­ra ca­len­tar la ca­rre­ra pre­si­den­cial. El es­cán­da­lo in­cen­dió el de­ba­te po­lí­ti­co. “No en­tien­do la po­lé­mi­ca. Hoy en día los ado­les­cen­tes suben fo­tos más pro­vo­ca­ti­vas en Ins­ta­gram”, di­ce el ar­tis­ta.

¿Vol­ve­ría a fo­to­gra­fiar­la? “No, aho­ra que es pri­me­ra da­ma ten­dría que ha­cer un re­tra­to so­lem­ne y no me gus­ta lo po­lí­ti­ca­men­te co­rrec­to”, res­pon­de. Me­la­nia ten­drá que bus­car­se otro pin­tor de cá­ma­ra.

“NO FUE DI­FÍ­CIL CON­VEN­CER­LA PA­RA QUE SE QUI­TA­RA LA RO­PA. ERA UNA PRO­FE­SIO­NAL”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.