Se­cues­tran a ju­ra­do en jui­cio con­tra ex Mi­ne­ro, por vio­la­ción

Se apro­ve­chó que yo es­ta­ba ebria y me vio­ló, acu­sa pre­sun­ta víc­ti­ma

El Diario de El Paso - - Comunidad - Sa­bri­na Zu­ni­ga / El Dia­rio de El Pa­so

La pre­sun­ta víc­ti­ma del ex ju­ga­dor de fut­bol ame­ri­cano de UTEP, David Hamm, aca­pa­ró la aten­ción du­ran­te el se­gun­do día del jui­cio de vio­la­ción que se si­gue con­tra el de­por­tis­ta. Más tar­de, an­te la fal­ta de un ve­re­dic­to, los in­te­gran­tes del ju­ra­do fue­ron se­cues­tra­dos.

La mu­jer de 21 años, cu­yo nom­bre se omi­te por la na­tu­ra­le­za del de­li­to, tes­ti­fi­có en la sa­la del juez Fran­cis­co X. Domínguez que Hamm se apro­ve­chó de ella por­que es­ta­ba ebria.

‘To­ma­mos mu­cho y sí es­ta­ba cons­cien­te que sa­li­mos, pe­ro no sa­bía que íba­mos a su ha­bi­ta­ción. No pen­sé que se­ría el peor día de mi vi­da’, ale­gó la víc­ti­ma an­te el juez y el ju­ra­do del ca­so. ‘Di­je que no, pe­ro pa­só de to­das for­mas’.

Hamm nie­ga ha­ber vio­la­do a la mu­jer, pe­ro si se le en­cuen­tra cul­pa­ble del de­li­to, po­dría pa­sar pre­so el res­to de su vi­da. El ve­re­dic­to de­pen­de de que los ju­ra­dos le crean a la mu­jer que fue vio­la­da o a Hamm que fue un ac­to con­sen­sual, ya que el acu­sa­do no nie­ga que ha­yan te­ni­do re­la­cio­nes se­xua­les.

La Fis­ca­lía apo­yó el tes­ti­mo­nio de la mu­jer, pre­sen­tan­do men­sa­jes de tex­to en­tre Hamm y ella, en los cua­les ella le re­cal­có que no que­ría tener se­xo con él, a lo que el acu­sa­do es­cri­bió que que­ría que fue­ra su ‘ami­ga con be­ne­fi­cios’.

Pe­ro el abo­ga­do de­fen­sor de Hamm, Jerry McC­lain, in­ten­tó echar aba­jo el ar­gu­men­to de vio­la­ción, pre­sen­tan­do un men­sa­je de voz que la mu­jer de­jó a su com­pa­ñe­ra de cuar­to. En és­te des­cri­be grá­fi­ca­men­te que to­mó con sus ma­nos las par­tes ín­ti­mas del ju­ga­dor.

Al ser interrogada por McC­lain, la mu­jer di­jo no re­cor­dar ha­ber de­ja­do ese men­sa­je, ya que en ese mo­men­to se en­con­tra­ba en ‘shock’ emo­cio­nal.

‘No re­cuer­do lo que di­je ese día... pe­ro esa es mi voz. Mi voz fue la que di­jo eso. Creo que no es­cu­ché bien la pre­gun­ta esa vez, pe­ro creo que sí lo di­je. No lo re­cuer­do, pe­ro la gra­ba­ción eso di­ce’, ale­gó la acu­sa­do­ra, llo­ran­do.

Se le cues­tio­nó acer­ca de la no­che cuan­do ella y Hamm man­tu­vie­ron re­la­cio­nes se­xua­les, si él la so­me­tió o la agre­dió fí­si­ca­men­te. La mu­jer di­jo que no hu­bo vio­len­cia fí­si­ca.

‘No hi­ce na­da, só­lo le di­je que no y aun así pa­só. No sa­bía qué ha­cer, me con­ge­lé por com­ple­to, só­lo me que­dé sin mo­ver­me. Cuan­do pa­só to­do, me fui a mi cuar­to y no­té que es­ta­ba lle­na de san­gre’, di­jo la mu­jer, quien afir­ma que ese día per­dió su vir­gi­ni­dad.

El fis­cal Bill An­der­son ar­gu­men­tó que si la mu­jer es­ta­ba ebria o no, na­die tenía de­re­cho a to­mar­la con­tra su vo­lun­tad.

‘Ella di­jo que no, no im­por­ta cuán ebria ha­ya es­ta­do. No es el te­ma. La cues­tión es si ella di­jo que no. Ella le di­jo que no y que ocu­rrió de to­dos mo­dos’, di­jo An­der­son. ‘Es­ta jo­ven, le di­jo no, ¿qué sig­ni­fi­ca no?, aún así a él no le im­por­tó y de­ci­dió ha­cer­lo’.

Tes­ti­gos Cla­ves

Tay­lor Bat­son, otro ex ju­ga­dor de fut­bol ame­ri­cano de la Uni­ver­si­dad de Te­xas en El Pa­so, di­jo que él ha­bló con Hamm el día de los he­chos, y que su com­pa­ñe­ro le co­men­tó que to­do fue ‘or­di­na­rio y nor­mal’.

El en­ton­ces director de ope­ra­cio­nes de fut­bol ame­ri­cano en UTEP, Nat­han Poss, tes­ti­fi­có que Hamm era un ex­ce­len­te ju­ga­dor y se re­fi­rió a él co­mo ‘un buen ciu­da­dano’, que para su pun­to de vis­ta, no es ca­paz de agre­dir se­xual­men­te a una per­so­na.

El úl­ti­mo tes­ti­go del se­gun­do día del jui­cio con­tra Hamm fue el no­vio de la com­pa­ñe­ra de cuar­to de la afec­ta­da.

És­te tam­bién afir­mó ba­jo ju­ra­men­to que no hu­bo acu­sa­cio­nes in­me­dia­tas de vio­la­ción por par­te de la mu­jer.

‘Ella) no se mos­tra­ba enoja­da con David, se no­ta­ba más bien co­mo de­cep­cio­na­da de sí mis­ma. Se re­fe­ría a sí mis­ma llo­ran­do co­mo una pros­ti­tu­ta... no de­ja­ba de llo­rar’, con­clu­yó.

El ca­so es­tá aho­ra en ma­nos del ju­ra­do, que fue ais­la­do ano­che an­te la au­sen­cia de un ve­re­dic­to.

DaviD hamm

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.