Cre­cen agre­sio­nes con­tra agen­tes fron­te­ri­zos aquí

• Por frus­tra­ción, mi­gran­tes, nar­cos y ‘co­yo­tes’ arre­me­ten con­tra ofi­cia­les a lo lar­go de la lí­nea di­vi­so­ria • Les dan con pie­dras y has­ta les ti­ran ‘za­pa­ta­zos’

El Diario de El Paso - - PORTADA - Sa­bri­na Zu­ni­ga/El Dia­rio de El Pa­so

Los ata­ques en con­tra de agen­tes de la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za en la re­gión van en au­men­to, y al­gu­nos fun­cio­na­rios lo atri­bu­yen a la mo­les­tia de los ‘co­yo­tes’ y nar­co­tra­fi­can­tes al ver­se frus­tra­dos en su in­ten­to de atra­ve­sar la fron­te­ra.

De acuer­do con da­tos ofi­cia­les de la agen­cia fe­de­ral, del 1 de oc­tu­bre del 2016 a la fe­cha se han do­cu­men­ta­do 90 ca­sos de agre­sión en con­tra de ofi­cia­les de la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za en el Sec­tor de El Pa­so.

El año pa­sa­do en el mis­mo pe­río­do, so­la­men­te se re­gis­tra­ron 22 agre­sio­nes, o sea, que se cua­dru­pli­ca­ron y más.

“Den­tro de la di­ver­si­dad de las cau­sas, es­tos re­pun­tes tien­den a pre­sen­tar­se de­bi­do a que ca­da que se im­ple­men­ta una es­tra­te­gia pa­ra fre­nar la inmigración ile­gal o un cam­bio en la for­ma de ope­ra­ción de los agen­tes, hay cier­to ni­vel de de­ses­pe­ra­ción en los in­di­vi­duos, ya sean ‘co­yo­tes’, ‘mu­las’ o per­so­nas que bus­can dis­traer a los ofi­cia­les de su tra­ba­jo”, re­fi­rió Ra­mi­ro Cor­de­ro, vo­ce­ro de la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za.

En­tre los ins­tru­men­tos más uti­li­za­dos pa­ra ata­car a los ofi­cia­les es­tán las pie­dras, ba­te­rías y has­ta za­pa­tos, sin con­tar los oca­sio­na­les dis­pa­ros de ar­ma de fue­go.

“Los po­cos ca­sos que se han do­cu­men­ta­do en los me­dios de co­mu­ni­ca­ción sue­len ser por­que se les dio un se­gui­mien­to cri­mi­nal, sin em­bar­go es co­mún que la gen­te que bus­ca ‘za­far­se’ de una de­ten­ción, to­me lo pri­me­ro que en­cuen­tre a la mano y agre­da a los ofi­cia­les”, ex­pli­có.

El vo­ce­ro de­ta­lló que los ca­sos de agre­sión sue­len pre­sen­tar­se con más fre­cuen­cia cer­ca de la lí­nea fron­te­ri­za, y no en pun­tos de ins­pec­ción o en ca­rre­te­ras.

De acuer­do con ar­chi­vos pe­rio­dís­ti­cos, los úl­ti­mos dos ca­sos lo­ca­les en don­de se re­la­cio­na la agre­sión en con­tra de ofi­cia­les de la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za, ocu­rrie­ron en abril y ju­nio del 2017.

El pri­me­ro ocu­rrió cuan­do un su­je­to ac­cio­nó un ar­ma de fue­go en con­tra de agen­tes fron­te­ri­zos en un pun­to de re­vi­sión más allá de Las Cru­ces, mien­tras que en el se­gun­do un ofi­cial fue gol­pea­do se­ve­ra­men­te y aban­do­na­do en la ca­rre­te­ra por dos in­di­vi­duos que lo pri­va­ron de la li­ber­tad en el ne­go­cio de su ma­dre.

Ten­den­cia na­cio­nal

De acuer­do con da­tos de la Ofi­ci­na de Adua­nas y Pro­tec­ción Fron­te­ri­za (CBP), el re­pun­te de es­tas agre­sio­nes es re­por­ta­do de igual for­ma a ni­vel na­cio­nal.

Los da­tos mues­tran que un to­tal de 671 agen­tes de la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za fue­ron par­te de ata­ques en su con­tra mien­tras desem­pe­ña­ban su jor­na­da la­bo­ral, du­ran­te el año fis­cal del 2016.

Du­ran­te el mis­mo pe­río­do, pe­ro en el año an­te­rior, fue­ron re­por­ta­dos úni­ca­men­te 403 ca­sos de agre­sión, que en­glo­ban dis­pa­ros con ar­ma de fue­go, gol­pes, ar­mas blan­cas y otros ob­je­tos.

Es­tos ata­ques se mos­tra­ron al al­za des­de prin­ci­pios de es­te año y su­pe­raron el nú­me­ro to­tal de ata­ques del año pa­sa­do en los pri­me­ros ocho me­ses del año fis­cal 2017.

Ba­ja la fuer­za aplicada

A pe­sar de la cre­cien­te ta­sa de agre­sio­nes con­tra los ofi­cia­les de inmigración, la agen­cia re­por­tó que la fuer­za bru­ta es uti­li­za­da en un rit­mo me­nor, de­bi­do a nue­vas es­tra­te­gias y for­mas de ope­ra­ción por par­te de los ofi­cia­les.

“He­mos cam­bia­do, los adies­tra­mien­tos de los ofi­cia­les son di­fe­ren­tes a años an­te­rio­res, los entrenamientos son más hu­ma­nos, más ser­vi­cia­les, de igual for­ma con­ta­mos con ar­mas que no te­nía­mos an­tes, que se pue­den usar pa­ra con­tro­lar la si­tua­ción pe­ro que no son mor­ta­les, co­mo el gas pi­mien­ta”, ex­pli­có Cor­de­ro.

A ni­vel na­cio­nal, los da­tos mues­tran que se usó la fuer­za en 416 ca­sos du­ran­te el año fis­cal ac­tual en com­pa­ra­ción con 543 ca­sos en el mis­mo pe­río­do del año an­te­rior. La gran ma­yo­ría de esos ca­sos no in­vo­lu­cra­ron ar­mas de fue­go.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.