Po­li­cías no se­rán acu­sa­dos por muer­te de Breon­na Tay­lor

Un agen­te re­ci­bió car­gos me­no­res de im­pru­den­cia te­me­ra­ria en pri­mer gra­do

El Diario - - #nacional - EFE WAS­HING­TON

La fis­ca­lía de Ken­tucky des­car­tó ayer acu­sar de ase­si­na­to a los po­li­cías im­pli­ca­dos en la muer­te en mar­zo de la afro­ame­ri­ca­na Breon­na Tay­lor, al impu­tar a un agen­te por car­gos me­no­res que no es­tán re­la­cio­na­dos di­rec­ta­men­te con la muer­te de la jo­ven.

Un gran ju­ra­do anun­ció que uno de los im­pli­ca­dos en el su­ce­so, el exa­gen­te Brett Han­kin­son, ha si­do acu­sa­do de tres car­gos de im­pru­den­cia te­me­ra­ria en pri­mer gra­do, lo que le ex­po­ne a un má­xi­mo de 15 años de cár­cel; mien­tras que los otros dos po­li­cías no se­rán acu­sa­dos por­que su uso de la fuer­za es­tu­vo "jus­ti­fi­ca­do".

La no­ti­cia ge­ne­ró una fuer­te in­dig­na­ción en las ca­lles de Louis­vi­lle (Ken­tucky), la ciu­dad don­de la jo­ven de 26 años mu­rió a ti­ros el pa­sa­do 13 de mar­zo des­pués de que tres po­li­cías blan­cos en­tra­ran en su ca­sa pa­ra lle­var a ca­bo una or­den de re­gis­tro pre­sun­ta­men­te en bus­ca de es­tu­pe­fa­cien­tes, que no en­con­tra­ron.

La muer­te de Tay­lor, jun­to con la de Geor­ge Floyd en Min­nea­po­lis (Min­ne­so­ta), des­en­ca­de­nó una ola na­cio­nal de pro­tes­tas que exi­gían jus­ti­cia ra­cial y el fin del uso ex­ce­si­vo de la fuer­za por par­te de los agen­tes del or­den.

El fis­cal ge­ne­ral de Ken­tucky, Da­niel Ca­me­ron, ex­pli­có en una rue­da de pren­sa que, des­pués de una "in­ves­ti­ga­ción ex­haus­ti­va", su equi­po de­ter­mi­nó que los agen­tes que dis­pa­ra­ron con­tra Tay­lor no vio­la­ron la ley es­ta­tal por­que lo hi­cie­ron en res­pues­ta a los dis­pa­ros del no­vio de la jo­ven, Ken­neth Wal­ker.

Tay­lor re­ci­bió seis im­pac­tos de ba­la dis­pa­ra­dos por dos po­li­cías, Jo­nat­han Mat­tingly y My­les Cos­gro­ve, y es­te úl­ti­mo fue el que dis­pa­ró el ti­ro que cos­tó la vi­da a la jo­ven, Ca­me­ron.

Sin em­bar­go, nin­guno de ellos en­fren­ta­rá car­gos por­que "de acuer­do con la ley de Ken­tucky, el uso de la fuer­za por par­te de Mat­tingly y Cos­gro­ve es­ta­ba jus­ti­fi­ca­do pa­ra pro­te­ger­se a sí mis­mos" de los dis­pa­ros de la pa­re­ja de Tay­lor.

Los car­gos que pe­san con­tra su co­le­ga Han­kin­son no es­tán re­la­cio­na­dos con la muer­te de Tay­lor, sino con el he­cho de que sus dis­pa­ros cru­za­ron a un apar­ta­men­to con­ti­guo don­de se en­con­tra­ba un hom­bre, una mu­jer em­ba­ra­za­da y un me­nor.

Han­kin­son, que al igual que sus com­pa­ñe­ros iba ves­ti­do de ci­vil, dis­pa­ró a tra­vés de la ven­ta­na y la puer­ta co­rre­de­ra de cris­tal del apar­ta­men­to de Tay­lor, "y pu­so en pe­li­gro de for­ma te­me­ra­ria a las tres per­so­nas que es­ta­ban en el apar­ta­men­to" de al la­do, di­jo Ca­me­ron.

El fis­cal in­sis­tió en que su equi­po sim­ple­men­te re­co­lec­tó la in­for­ma­ción y fue el gran ju­ra­do el que de­ci­dió los car­gos, y re­cor­dó que el Bu­ró Fe­de­ral de In­ves­ti­ga­cio­nes (FBI) se­gui­rá in­ves­ti­gan­do po­si­bles vio­la­cio­nes de la ley fe­de­ral en la muer­te de Tay­lor, que des­cri­bió co­mo una "tra­ge­dia".

Las au­to­ri­da­des de Louis­vi­lle han de­cla­ra­do el es­ta­do de emer­gen­cia en la ciu­dad e im­pues­to un to­que de que­da a par­tir de las 9 p.m. de ayer pa­ra pre­pa­rar­se pa­ra las pro­tes­tas por el anun­cio de la fis­ca­lía, que co­men­za­ron na­da más ha­cer­se pú­bli­ca la de­ci­sión.l

/GETTY IMAGES

Ho­me­na­jes a Breon­na Tay­lor en Jef­fer­son Squa­re en Louis­vi­lle. La no­ti­cia ge­ne­ró una fuer­te in­dig­na­ción en las ca­lles de Louis­vi­lle (Ken­tucky), la ciu­dad don­de la jo­ven de 26 años mu­rió a ti­ros el pa­sa­do 13 de mar­zo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.