Las víc­ti­mas

La Prensa - Orlando - - #ELPAÍS #TERRORISMO -

Ariel Er­lij, quien ha­bía or­ga­ni­za­do el via­je, no pu­do su­bir al avión por­que le ha­bían sur­gi­do al­gu­nos con­tra­tiem­pos im­pos­ter­ga­bles. Pe­ro no iba a de­jar al gru­po. Fue a des­pe­dir a sus ami­gos, y al día si­guien­te vo­ló ha­cia Nue­va York pa­ra unir­se a sus ex­com­pa­ñe­ros del “Po­li”. Er­lij, de 48 años, fue uno de los que in­cen­ti­vó el via­je y ayu­dó a cos­tear los pa­sa­jes al gru­po. Era un em­pre­sa­rio re­co­no­ci­do.

Alejandro Damián Pag­nuc­co, de 49 años, alias Pi­cho, vi­vía en Fu­nes tam­bién, cer­ca de Ro­sa­rio, y tam­bién era ar­qui­tec­to. Po­cho, co­mo le de­cían sus ami­gos, tra­ba­ja­ba des­de 2011 co­mo eje­cu­ti­vo de cuen­ta de la em­pre­sa de ven­ta de ma­te­ria­les Fe­ma­co.

Her­nán Fe­rru­chi, otra de las víc­ti­mas fa­ta­les del ata­que te­rro­ris­ta, era ar­qui­tec­to en Ro­sa­rio, don­de es­tu­dió en la Uni­ver­si­dad Na­cio­nal de Ro­sa­rio (UNR) tras gra­duar­se en el Ins­ti­tu­to Po­li­téc­ni­co en 1987.

Esa mis­ma pro­fe­sión la com­par­tía Die­go An­ge­li­ni, otras de las víc­ti­mas, quien te­nía un es­tu­dio en pleno cen­tro de Ro­sa­rio. Te­nía tres hi­jos

Her­nán Men­do­za so­cio fun­da­dor del es­tu­dio “Amas­cua­tro”, jun­to con Ariel Ben­ve­nu­to, otro ar­qui­tec­to que for­mó par­te del gru­po, y se sal­vó de mi­la­gro.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.