REDESCUBRE LA FRU­TA DEL VE­RANO

La gran san­día es­tá lle­na de sor­pre­sas. Te pue­de li­brar del ago­bio del ca­lor y su sa­bor es el de la fe­li­ci­dad.

Cuerpo Mente - - ALIMENTOS DEL MES - JaM­vei­devr e dovsky «Bus­co y pre­pa­ro los ali­men­tos que ne­ce­si­ta el al­ma.» es­pi­ri­tual­chef.com

Gran­de, pe­que­ña, con ra­llas, li­sa, con se­mi­llas o sin se­mi­llas. Sea co­mo sea, la san­día es una de las rei­nas del ve­rano, una es­pe­cie de pe­lo­ta, de ba­lón co­mes­ti­ble de la na­tu­ra­le­za. Aun­que las más co­no­ci­das son las de pul­pa de co­lor ro­jo o ro­sa­do, exis­ten tam­bién san­días de co­lor ama­ri­llo. Por otro la­do, por pro­pia ex­pe­rien­cia, de­bo de­cir que las que po­seen se­mi­llas es­tán más ri­cas.

Un ges­to es­pon­tá­neo. Su su­ge­ren­te y atrac­ti­va pul­pa nos in­vi­ta a lle­vár­nos­la a la bo­ca co­mo si de un pri­mer be­so se tra­ta­ra. Un be­so lleno de sa­lud por­que es­tá re­ple­ta de sus­tan­cias be­ne­fi­cio­sas. Te rehi­dra­ta. La san­día es pri­ma del me­lón y com­par­te mu­chas pro­pie­da­des con él. Una de sus ca­rac­te­rís­ti­cas es que es agua en un 95%, agua or­gá­ni­ca, ca­paz de sa­ciar la sed al tiem­po que mi­ne­ra­li­za y re­fres­ca. Es un re­ga­lo pa­ra los ri­ño­nes y las vías uri­na­rias. Ideal pa­ra cu­ras de­pu­ra­ti­vas y pa­ra eli­mi­nar to­xi­nas de la san­gre. Ade­más con­tie­ne pe­que­ñas can­ti­da­des de vi­ta­mi­nas A, C, fo­la­to, B1, B2 y B6, jun­to con hie­rro, po­ta­sio, mag­ne­sio y fós­fo­ro. Sin du­da es más sa­lu­da­ble y nu­tri­ti­va que cual­quier be­bi­da efer­ves­cen­te em­bo­te­lla­da del mer­ca­do.

RI­CA EN LICOPENO

El licopeno es un ca­ro­te­noi­de con pro­pie­da­des an­ti­can­ce­rí­ge­nas que se aso­cia al to­ma­te. Sin em­bar­go, la san­día lo po­see en ma­yor con­cen­tra­ción: has­ta 5 mg por ca­da 100 gra­mos. Es­ta sus­tan­cia re­du­ce el ries­go de su­frir va­rios ti­pos de cán­cer. ¡Gra­cias, san­día por ser tan abun­dan­te y ali­men­tar a tan­tas al­mas en cual­quier mo­men­to! Nun­ca pa­res de re­pro­du­cir­te por­que siem­pre te es­ta­re­mos es­pe­ran­do en los lar­gos y ca­lu­ro­sos días de ve­rano.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.